fbpx

Gloria Chilanga

TEXTO: ORLANDO MAYORGA

 

Nota del Editor: En el articulo “Chilango como Gentilicio” de Gabriel Zaid, publicado en Letras Libres en 1999, se explica la evolución del término “chilango”, refiriéndose en última instancia a los originarios de la Ciudad de México. El origen de la palabra es incierta, llegando tal vez del xilaan en maya que significa “desgreñado” o chilan-co en náhuatl que significa “en donde están los colorados”, y posiblemente utilizado primero en el estado de Veracruz para referirse a los de la Ciudad de México. Dependiendo del uso, “chilango” ha tenido una carga peyorativa pero esto ha cambiado en las últimas décadas y los mismo habitantes y originarios de la Ciudad de México han ido adoptando con orgullo el término para acoger un gentilicio que los identifique. Así, la gloria chilanga, es bastante orgullosa.

 

Imagen vía Molten México

 

GLORIA CHILANGA

 

Han pasado escasos días desde que se terminó la temporada regular de la LNBP (Liga Nacional de Baloncesto Profesional) y comenzó la postemporada. Fuimos teniendo un panorama de cómo se estará jugando el camino al campeonato a lo largo de los últimos meses, y los equipos acomodados para las series de la postemporada. Existen equipos favoritos para ganar el campeonato después de campañas sólidas y consistentes, teniendo en la Conferencia Norte a Fuerza Regia de Monterrey y Mineros de Zacatecas, y por la Conferencia Sur, a Capitanes de la Ciudad de México y a Soles de Mexicali (tampoco sabemos por qué Mexicali está en la Conferencia Sur). Para la Ciudad de México, el equipo capitalino apenas apareció el año pasado, formó un cuadro talentoso y llegaron a la final, pero no lograron dar ese último paso y Soles terminó campeón. Fue una temporada exitosa, no cabe duda, especialmente considerando que era su primer año en la LNBP. Esto no significa, sin embargo, que la Ciudad de México nunca había tenido equipo en la liga. La Ola Roja por muchos años representó la ciudad. Lo que sí, es que lo que le llamamos “Gloria Chilanga” en este artículo siempre ha quedado un poco corto para quedar en la cima y posar con trofeos.

 

CAMPEONATOS CHILANGOS

 

Hagamos un poco de recuento. A la fecha existen varios equipos profesionales en la Ciudad de México: tres son de futbol (América, Cruz Azul y Pumas); otros tres de la nueva liga profesional de futbol americano (Condors, Mayas y Mexicas); uno de beisbol (Diablos Rojos); para la sorpresa de muchos, asumimos, cuatro de hockey sobre hielo, también de la nueva liga (Aztec Eagle Warriors, Mayan Astronomers, Olmec Stone Heads y Teotihuacan Priests), y para el enfoque de nuestro interés, uno de baloncesto (Capitanes).

 

Entre los tres equipos de futbol, se ha levantado más de 25 veces la copa de campeón y con ello tienen a la Ciudad de México como la entidad más ganadora del país. Por otra parte, los diablos Rojos tienen dieciséis campeonatos de beisbol, siendo el equipo más ganador de la liga. En cuanto el futbol americano, la LFA (Liga de Futbol Americano Profesional de México) tiene apenas tres temporadas de historia, trayendo tres campeones a la Ciudad de México, Mayas en dos ocasiones y Mexicas como campeón actual. El hockey sobre hielo es aún más reciente, con los cuatro equipos siendo de la Ciudad de México y los Teotihuacan Priests quedando campeón en la primera temporada (2010-2011), pero la liga se ausentó hasta el año pasado cuando los Mayan Astronomers se quedó el título. Con esto llegamos al baloncesto, y para los chilangos, lamentablemente aún no ha celebrado un solo campeonato. La LNBP, a poco de terminar su temporada diecinueve, sólo ha tenido dos subcampeonatos chilangos, uno por parte de la ya extinta Ola Roja en el 2003 y el segundo llegaría quince años después, como se mencionó anteriormente, de la mano de los Capitanes la temporada pasada.

 

Nos brincamos varias cosas porque Ola Roja y Capitanes ha sido lo más notable en el basquetbol chilango. Pero sí hay que mencionar que la Ciudad de México ha tenido cinco equipos representativos de basquetbol. De nuevo, primero fue la Ola Roja, que terminaron de subcampeón al perder la serie contra Panteras de Aguascalientes en 2003, seguido por varios años donde la capital no contaría con un equipo profesional. Después apareció el proyecto de Estrellas de Indebasquet, el cual, como Titanes Capital, Pilares y Gansos Salvajes, nunca saldrían de media tabla y no durarían mucho en la liga. Y hoy en día Capitanes.

 

DOMINIO NORTEÑO

 

Por una parte, es notable que la Ciudad de México, al momento de escribir esta nota, no tenga un campeonato de basquet en la LNBP. Es relevante especialmente en comparación al récord que se tiene en las demás ligas profesionales, y también considerando la importancia de la capital del país en todos los sentidos, que incluye un mercado deportivo fuerte, tanto en el aspecto meramente económico como en el panorama cultural en general.

 

Pero por otra parte entendemos que el norte del país siempre ha sido más basquetbolero. La cercanía a los EUA, su cultura del deporte y lo fuerte que es el baloncesto en ese país es un factor considerable. Si observamos los basquetbolistas que han destacado a nivel nacional e internacional en las últimas décadas, la mayoría del talento más reconocido siempre ha sido del norte: Chihuahua produciendo jugadores de la talla de Eduardo Nájera, Jorge Gutiérrez y Héctor Hernández; Sonora con su jugador representante Omar Quintero Pereda; y Sinaloa con el mítico Horacio Llamas.

 

Aunque la Ciudad de México no se queda atrás con figuras reconocidas dentro del baloncesto (como Antonio Reyes, José “Pepe” Bravo o Rafa Sandoval, para mencionar algunos), sigue teniendo una representación minoritaria en los equipos profesionales de la LNBP, a pesar de que concentra más del diez por ciento de la población del país. El norte siempre ha sido potencia en el basquet, las canteras de los equipos profesionales y selecciones nacionales siempre han estado llenas de jugadores del norte, y no cabe duda que los ojos reclutadores y caza talentos normalmente están enfocados en los estados norteños.

 

La influencia de los EUA en la cultura norteña es importante, como se mencionó, pero hay varios aspectos prácticos que le da la cercanía de estos estados al país vecino. Hay beneficios tangibles como poder jugar torneos del otro lado de la frontera y agarrar experiencia de nivel internacional e incluso ver jugadores estadounidenses pasar al lado mexicano donde también participan en torneos. La geografía también da mayor facilidad para que mexicanos puedan estudiar en EUA desde una temprana edad donde se desarrollan bajo otros regímenes deportivos que en muchas ocasiones disfrutan de mayor presupuesto y atención, y la realidad es que el basquetbol también requiere de ciertas características físicas para avanzar a niveles superiores del deporte, sabiendo que los originarios de estados del norte tienen un promedio de estatura mayor al del centro y sur del país.

 

EL NUEVO PROYECTO CHILANGO

 

Recalcamos, la LNBP tiene diecinueve años de vida contando la temporada actual (2018-2019). Dentro de la historia de la liga, el estado con más campeonatos ha sido Veracruz, juntando los números de los Halcones Rojos de Veracruz y los Halcones de la Universidad de Veracruz Xalapa, con un total de seis campeonatos. Hace dieciséis años, y con la liga aún nueva, la Ola Roja quedaba como subcampeón y parecía que la Ciudad de México tendría un futuro prometedor llena de trofeos dentro de la LNBP. Pero el equipo jamás logró llegar a la final de nuevo, y no sería hasta la campaña pasada que los Capitanes se acercaran tanto.

 

El proyecto nuevo prometía mucho, el empresario Moisés Cosío apostaría por traer de nuevo el deporte ráfaga a la capital, y su disposición a invertir en el equipo como en cualquier negocio se notó desde el arranque. Capitanes anunció jugadores de renombre y gran experiencia como Pedro “Pery” Meza, Héctor Hernández y Gabriel Girón Jr, entre otros. La ciudad parecía estar ansiosa de estar presente en la liga nuevamente, y la comunidad de basquetbol en la capital adoptó rápidamente a los Capitanes y los lemas de “Yo Soy Capitán” y “Territorio Capitán”. El gimnasio Juan de la Barrera se llenaba en los partidos de casa con aficionados genuinos del deporte y por supuesto, de su equipo que ahora los representaba a nivel nacional. Sin duda recordaba a los tiempos de la Ola Roja, pero Capitanes ha formado su propia identidad y energía en poco tiempo. Con una sola campaña, Capitanes nos regaló un poco de esa gloria chilanga que tanto hemos anhelado.

 

Imagen vía Capitanes

 

Ahora en su segunda temporada, nuevamente se coloca como uno de los equipos importantes de la liga, trayendo al espectacular Ysmael Romero, participando en la Liga de las Américas, pasando a la segunda etapa y recientemente contratando a Jorge Gutiérrez que ha pasado por la NBA y ligas internacionales. Además, Rigo Mendoza, una pieza clave del equipo, fue anunciado como Jugador Más Valioso de la liga. Hasta el momento, claramente, aún no se ha levantado un trofeo de campeonato. Pero esta temporada ya se siente diferente. Se ve un equipo con más juego, más versatilidad, más profundidad en la banca y sobre todo más química, guiados por el entrenador Ramón Díaz. Lo vimos en el torneo Liga de las Américas donde Capitanes fue sede, algo importante para demostrar organización y profesionalismo en torneos internacionales y estrictos de la mano de la FIBA. En competencia, el equipo se le puso al tú por tú a un equipo de la talla de Franca, que ha dominado por muchos años la liga brasileña y ha sido uno de los grandes de Sudamérica.

 

Con la postemporada de la LNBP recién arrancada, Capitanes consiguió una victoria en tiempo extra ante las Abejas de Leon en lo que parece venir una gran serie donde apareció Jorge Gutiérrez y nuevamente, esa chispa de esperanza para los capitalinos. Todo esto a la par de la posibilidad real que Capitanes siga avanzando en la Liga de las Américas.

 

Está por ver el desarrollo de la postemporada y de la Liga de las Américas para poder analizar el desempeño total de Capitanes. Tal vez se llega nuevamente al famoso y despreciado “ya merito”, pero en tan solo dos campañas ya se disfruta esa gloria chilanga que tanto ha hacho falta para la comunidad de basquetbol en la ciudad. Y con todo lo que ha hecho Capitanes en tan poco tiempo, no cabe duda que la comunidad está creciendo. Tal vez eso ya es ganancia, ya es victoria con toque chilanga, pero no cabe duda que el triunfo que busca el equipo, cada uno de sus jugadores y ejecutivos, así como la afición, es un campeonato.

 

Recomendadas:

El Defeño: Rafa Sandoval

Video: Capitanes en la Liga de las Américas

México: La LNBP es más importante de lo que creemos

 

COMPARTE ESTA NOTA